mar

29

jul

2014

Una casa muy especial

Hoy dimos con una joya arquitectónica ecológica. Realmente una casa peculiar: construida con botellas de plástico.  Esta casa es especial no solo por ser novedosa–si la comparamos al tipo de construcción que solemos ver–sino por el valor que representa para el medio ambiente.  

 

 

Detrás de este proyecto esta Alfredo Santa Cruz, quien descubrió que utilizando botellas de 2L de Coca Cola podía hacer construcciones duraderas, ecológicas, térmicas y de bajo costo.   

 

Alfredo utilizó esos conocimientos para la construcción de su propio hogar y decidió compartir su técnica con el mundo, en especial con familias de bajos recursos que no pueden acceder a una vivienda digna por su alto costo.

La técnica es simple pero efectiva. Se crean “ladrillos” haciendo un ensamble con una botella y media, uniéndolas con un tornillo. Los ladrillos–debido a la forma de la botella–encajan perfectamente uno con otro.

 

La base de los paneles que conforman las paredes, se puede hacer a partir de pallets, o cualquier tipo de madera que se pueda usar de soporte para la pared de “ladrillos” de botella.

 

Alfredo Santa Cruz ha llevado sus conocimientos a diferentes partes del mundo, a donde ha acudido a dar conferencias en las que relata la viabilidad del reciclaje de botellas de plástico para la construcción de hogares.  También aborda lo favorable que es esta técnica para aquellas personas que no tienen recursos suficientes para comprar el material tradicional.

 

 

Una pared hecha de botellas de plástico tiene–aproximadamente–un costo 90% más bajo que el de una pared de cemento y ladrillos. El precio no es el único beneficio, Santa Cruz nos habló de las propiedades aislantes del aire, que es justo lo que hay dentro de las botellas.  Por ende, el sonido y la temperatura, son dos factores que se mantienen totalmente bajo control con este tipo de construcciones.

Las paredes de botella pueden ser revestidas con malla metálica y empaques de tetrabrik, para luego ser cubierta con cemento o yeso, sin gastar material en las hendiduras de las botellas.  Esto da como resultado una pared común y corriente, que tiene como base materiales reciclados y hace esta construcción ecológica, aislante, duradera y de bajo costo.

 

Los fondos para mantener vivo este proyecto provienen en parte fundamental de la venta de artesanías que se realizan en la misma la casa, hechas también con materiales reciclados. La casa se encuentra en Puerto Iguazú, Argentina; en el barrio Las Orquídeas. Si están de visita por acá basta que mencionen “La Casa de Botellas” para que en información turística les indiquen cómo llegar.

 

La misión de crear conciencia ambiental y ayudar a que más familias accedan a un hogar digno es una labor importantísima para la sociedad actual, y Alfredo Santa Cruz desde años está llevando a cabo su parte mostrándonos que en nuestros desperdicios están los materiales necesarios  para crear cosas útiles y necesarias.

 

Para mí, la construcción a partir de botellas recicladas, fue un descubrimiento enriquecedor y sin duda trataré de emplearlo en mi casa.  Por lo pronto tendré que poner manos a la obra con la recolección de botellas.

 

 

Gracias Alfredo por compartir con nosotros tu ingenio, tus conocimientos y tu labor mejorando el mundo.

 

 

Andrea

Escribir comentario

Comentarios: 2
  • #1

    Alfredo Alberto Santa Cruz (martes, 05 agosto 2014 03:24)

    Gracias Amigos por difundir este descubrimiento un gran abrazo

  • #2

    Negry (viernes, 16 enero 2015 03:55)

    Excelente ser humano, bella familia, creatividad sin límites en algo tan productivo como un hogar y el cuidadp del medio ambiente....En el 2012 pude visitar su maravillosa obra, en el 2013 volví al lugar....
    Mis mas cariñosos saludos y, a continuar con tan buena obra.
    Negry ( Pcia de Bs As )

Buscar en Zaigua:

Google:  Yahoo:  MSN:
English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified